single-image

Cooperativas Agroalimentarias y Consumidores apelan a la ciudadanía para que consuma de forma responsable durante la crisis del COVID-19

  • Las actividades de producción, transformación, distribución y venta de alimentos son consideradas esenciales, por lo que la aprobación del Real Decreto-ley 10/2020 no altera el funcionamiento de la cadena alimentaria.
  • Un consumo responsable garantiza el abastecimiento continuado de los puntos de venta, el acceso de la población a productos básicos, evita el desperdicio alimentario y ayuda a frenar la propagación del virus.

Cooperatives Agro-alimentàries y la Unió de Consumidors de la Comunitat Valenciana hacen un llamamiento al conjunto de la ciudadanía para que consuma de forma responsable mientras estén en vigor las medidas extraordinarias decretadas por el Gobierno para frenar el avance del coronavirus COVID-19.

Las cooperativas agroalimentarias continúan trabajando con normalidad en la producción y distribución de alimentos, como vienen haciendo desde que se decretase el estado de alarma en nuestro país. En las últimas semanas, se han reforzado más si cabe los protocolos de seguridad para garantizar la protección de su masa social y laboral, así como del conjunto de la ciudadanía. De igual forma, mantienen la prestación de servicios básicos en sus áreas de influencia, tales como supermercados, tiendas de suministros o gasolineras, adoptando siempre todas las medidas sanitarias recomendadas por las autoridades.

En este sentido, la entrada en vigor del Real Decreto-ley 10/2020 no afecta a estas actividades, consideradas esenciales, por lo que tal y como recuerda Cirilo Arnandis, presidente de Cooperatives Agro-alimentàries de la Comunitat Valenciana, “el normal funcionamiento de la cadena alimentaria no va a verse alterado mientras dure la aplicación de estas medidas excepcionales, adicionales a las decretadas durante las últimas semanas”. Arnandis asegura que “el sector cooperativo agroalimentario valenciano está plenamente comprometido con la sociedad y seguirá trabajando para que la ciudadanía pueda acceder con normalidad a productos de la máxima calidad, con todas las garantías sanitarias y de seguridad”.

El presidente de Cooperatives Agro-alimentàries incide en que “no hay motivo para acaparar innecesariamente productos agroalimentarios. Esta conducta, poco solidaria con el resto de la sociedad, puede acrecentar el desperdicio alimentario, especialmente en el caso de los productos perecederos”.

Por su parte, Vicente Inglada, secretario de la Unió de Consumidors de la Comunitat Valenciana, destaca que “se deben mantener los mismos hábitos de consumo y llevar a cabo un consumo responsable en los hogares durante el confinamiento, y recuerda que el suministro está garantizado”

Asimismo, incide en que “ hay hacer un ejercicio de responsabilidad ciudadana, y salir de casa lo estrictamente imprescindible y seguir las indicaciones de las autoridades sanitarias”.

Cooperatives Agro-alimentàries y la Unió de Consumidors de la Comunitat Valenciana se muestran convencidos de que la colaboración y responsabilidad del conjunto de la ciudadanía ayudará a reducir la expansión del COVID-19, facilitará el acceso a productos básicos en condiciones habituales y permitirá que superemos esta situación extraordinaria lo antes posible.

 

Te puede interesar